Salud dental para niños: cómo cuidar la sonrisa de los más pequeños

¡Comparte este Artículo!

salud dental para niñosLos adultos vivimos preocupados constantemente del cuidado de nuestra salud dental pero, ¿qué hay de los más pequeños de la casa? Es importante empezar a cuidar la boca en edades tempranas si queremos evitar problemas en el futuro. Pero, ¿cuándo empezar? ¡Ya! Los primeros meses el bebé empieza a formar su boca y la prepara para los nuevos tipos de alimentación que están por llegar. Es la época en los que llegan los primeros dientes y los padres debemos estar preparados para el cuidado de su salud dental

En el primer año de vida la boca de nuestros hijos va a estar en un constante cambio y en cada etapa necesitará unos cuidados específicos que le ayuden a superar todas las situaciones a las que se enfrentará su boca. ¿Por qué tanta importancia? El desarrollo de una buena cavidad bucal incide directamente sobre la masticación, la respiración y la fonación. Y sí, también influye en un problema importante, la estética dental.

Cómo cuidar de la salud dental de los niños

A continuación veremos los consejos básicos para mantener la salud dental de los niños:

  • Cepillado Dental: Es importante buscar un producto adecuado para que los más pequeños de la casa se cepillen los dientes al menos dos veces al día. Buscarán la forma de no hacerlo, pero hay que ser constantes.
  • Revisiones Dentales: Visitar al odontólogo desde los 3 años de edad es muy importante de cara a la prevención de los problemas bucodentales, así como realizarse las oportunas revisiones. En este punto es importante que te dejes asesorar por tu especialista.
  • Cuidado con el azúcar: Como sabemos los niños se vuelven locos por el azúcar pero es importante que los padres pongamos límites ya que muchos problemas dentales, como son las caries, surgen por una alta exposición al azúcar.
  • Otros aspectos importantes: No somos conscientes que en gestos sencillos podemos cometer errores y contaminar a través de la saliva a los más pequeños.. por ejemplo soplar la cuchara para enfriar la comida antes de dársela al bebé… ¡Es importante evitarlo!
  • Voy a comprar un cepillo, ¿cómo lo hago?

    Seguramente estés leyendo esta pregunta y pienses “qué tontería”. Cada etapa del crecimiento cuenta con unas necesidades específicas. Por ejemplo cuando no hay dientes debemos limpiar cualquier residuo que pueda quedar en encías y lenguas con una gasa, que habremos humedecido previamente y, después, aplicaremos un bálsamo calmante. Pero en el momento que los dientes salgan debemos comprar un cepillo de dientes específico para cada edad, es fundamental en la prevención de las caries. Debemos escoger un cepillo que se adapte tanto a la boca del niño como a la mano del adulto que lo manejará.

    A medida que crezcan las necesidades en el cepillado serán otras así que debemos comprar un cepillo que se adapte tanto a la boca del niño como a su mano y tiene que tener un tamaño que permita controlar la cantidad de pasta de dientes que colocaremos. No es la misma cantidad la que utilizamos los adultos que la que debe utilizar un niño. Por ejemplo, hasta los 6 años debe tener el tamaño de un guisante. Es importante que el dentífrico sea específico para prevenir la caries.

    Cuando los niños comiencen a controlar la deglución será el momento de añadir a nuestra higiene dental un colutorio con fluor. Consulta con tu especialista cuál es el que más se adapta a las necesidades bucales del niño. Con esto ya tendrás una completa higiene y cuidado de la salud bucodental de los más pequeños.

    Si quieres más información no dudes en contactar con nosotros, ¡cuidamos de tu sonrisa!

    0 comentarios

    Dejar un comentario

    ¿Quieres unirte a la conversación?
    Siéntete libre de contribuir

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *